El ex gobernador de Chiapas llegó a Yucatán para ser padrino en un evento social … y se quedó.

Desde el primer minuto inició una persecusión para poder hablar con el gobernador Mauricio Vila Dosal, lo que, si se toma el ejemplo de encuentros previos con el gobernador de Puebla Miguel Barbosa, no puede traer nada bueno para los yucatecos.

 

Sabines anda colocando a ex funcionarios de su polémica administración y buscando uno que otro negocio de tierras, además de promover a su hijo Juan Pablo Sabines Aguilera.

 

Recuérdese también que su pandilla, con Seth Yassir Vázquez Hernández, también arma paquetes de alquimia electoral (Morelos donde ganaron a medias, Puebla donde arrasaron y Estado de México, donde perdieron). ASÍ, concluímos que Sabines vino de vendedor a Yucatán.